Soccer team in a huddle

El momento para simplificar es ahora: por qué es importante y cómo puedes comenzar hoy

8 de julio, 2015 Por SAP Blog de Innovación 13

Complejidad. Cada vez que se utiliza esta palabra para describir un proceso, diseño, estrategia o experiencia del cliente, una sensación de incomodidad invade la habitación rápidamente. Nos sentimos impotentes. Sentimos que todo lo que nos rodea es caótico y está fuera de control. Los ejecutivos se frustran y los empleados quieren ver acción.

En un mundo con operaciones cada vez más globales, fuerzas de trabajo diversas, cadenas de suministro más largas, ciclos de producto más cortos, soluciones de tecnología integradas y clientes potenciados, la complejidad parece ser el orden natural. ¿Pero debe serlo? ¿Puedes realmente hacer frente a los altos costos, a la productividad decreciente y a la imposibilidad de alcanzar las metas?

En el reciente estudio de Knowledge@Wharton “Simplifying the Future of Work Study” patrocinado por SAP, se demostró que los líderes de negocio senior claramente no están dispuestos a aceptar la complejidad y su impacto. De hecho, el 51% puso la simplificación del negocio en una posición alta dentro de la importancia estratégica significativa para sus organizaciones hoy en día, y el 67% cree que seguirá siendo igual de importante, si no más, dentro de los próximos tres años.

¿Pero cómo convencer a todos de que la simplificación es realmente necesaria? ¿Y cómo lograrla?

Establece definiciones claras: la simplificación y la mejora no son sinónimos

Primero, tú y tu organización deben tener una cosa en claro: mejorar los procesos, las operaciones y las experiencias no es simplificación. Créeme, esto es importante, tal como me convenció alguien a quien conocí hace poco.

Este ejecutivo habló en detalle sobre una iniciativa para simplificar un proceso de negocio clave. Cuando indicó a su equipo que avanzara con el proyecto, solo dijo: “Adelante, mejoren este proceso de negocio”. No pronunció la palabra “simplificar” ni una vez. Tras un prolongado esfuerzo, el proyecto luchó por brindar un cambio significativo porque el proceso ya era extremadamente eficiente.

Como aprendió mi contacto, la simplificación no es mejora y la mejora no es simplificación. Los equipos se confunden sin un liderazgo claro.

Hablar no cuesta mucho dinero: pon tu deseo de simplificación en acción

Últimamente, todos los estudios sobre el futuro del trabajo se han hecho eco de una preocupación común entre los empleados encuestados. En lo que corresponde a sus líderes de negocio, no quieren escuchar discursos sobre el cambio, y lo mismo se aplica en relación a las iniciativas de simplificación.

La encuesta de Knowledge@Wharton reveló que solo el 27% de los empleados cree que las acciones cotidianas de los líderes senior están fuertemente alineadas con la importancia dada a la simplificación del negocio. Mientras tanto, solo el 17% cree que sus iniciativas de simplificación de negocio son muy eficientes.

Los empleados quieren que sus líderes demuestren que son serios simplificando el modo en el que hacen frente a sus responsabilidades, interacciones y toma de decisiones cotidianas. Si este modo de hacer negocios se vuelve exitoso, los empleados probablemente adoptarán tu ejemplo de liderazgo como una buena práctica.

¿Interesado en simplificar tú negocio?

Lee más acerca de las últimas conclusiones del estudio de Knowledge@Wharton “Simplifying the Future of Work Study“, y únete a la conversación usando el hashtag #FuturoDelTrabajo y en nuestras redes sociales: Facebook / Twitter / LinkedIn / Instagram

Etiquetas: , , ,

Salir y responder