Soccer team in a huddle

Pymes santafesinas: 92% señala que para fines de 2016 habrá incorporado nuevo software de gestión

9 de febrero, 2016 Por SAP Noticias 0

Sólo 19% de ellas está muy conforme con las herramientas que usan hoy en día para la gestión del negocio. 31% de ellas utiliza únicamente hojas de cálculo.

Consultados por el tiempo que destinan a la revalidación de información, el 51% de los ejecutivos de pymes expresó que se invierte al menos dos horas diarias, lo que representa algo más de dos meses de trabajo al año. Este indicador es semejante a la proporción de pequeñas y medianas empresas que no cuentan con un sistema de gestión profesional. Si bien la muestra incluyó compañías de servicios, manufactura, producción de alimentos y logística, entre otras, 31% señaló que sólo utilizan hojas de cálculo para la administración del negocio.

La falta de sistematización en la generación de datos y en la elaboración de los informes impacta en la confianza sobre las fuentes de información que se utilizan para la gestión diaria de la compañía. De ahí que sólo el 7% de los encuestados confíe totalmente en la información que recibe desde las distintas líneas del negocio. Esto consume tiempo que podría ser invertido en acciones más productivas que incrementen la competitividad de la empresa.

“Vemos que las pymes no hacen una tarea de control, sino de validación previa a la toma de decisiones. Esto lleva a que el negocio no se pueda mover en tiempo real, sin mencionar que demanda un tiempo que podría dedicarse a temas más productivos”, comentó Leandro Estanga, Director de Canales y Socios de Negocios de SAP Latinoamérica Región Sur.

Por otra parte, las empresas que utilizan algún otro tipo de sistema, ya sea un ERP enlatado o un desarrollo propio, también recurren a otras herramientas para validar la información. “Las pymes emplean en promedio cerca de dos herramientas informáticas para gestionar y controlar el funcionamiento del negocio. Esto se debe a que los niveles de conformidad son relativamente bajos”, explicó Estanga. “Los ERP enlatados suelen tener dos grandes problemas: son poco flexibles para adaptarse a las necesidades de la empresa y su costo de adecuación es casi tan oneroso como un cambio de sistema. Los desarrollos a medida tampoco muestran un nivel de satisfacción muy alto: sólo 19% está muy conforme con lo que usa”, agregó.

“La nueva economía digital no distingue entre una pyme y una empresa con más de 1.000 empleados. En la actualidad, en Argentina, las compañías de menor envergadura participan sólo del 5% de las exportaciones, cuando en otros mercados esa porción es significativamente mayor. Hoy las pymes tienen una oportunidad para crecer que deben saber aprovechar”, completó Estanga.

Tendencia para 2016

Los próximos meses serán clave para muchas pymes de Santa Fe: 92% estima haber cambiado de herramienta para fines de 2016. “Los ejecutivos muestran una clara conciencia sobre el impacto que tiene la tecnología en el desarrollo de la empresa y su competitividad”, indicó el ejecutivo de SAP.

Sobre el estudio

Encuesta diseñada, relevada y procesada por SAP sobre un total de 555 pequeñas y medianas empresas en distintos puntos del país.

Salir y responder