Expresamos nuestra solidaridad

Al igual que el resto del mundo, vemos con horror la guerra en Ucrania y condenamos la invasión en los términos más enérgicos posibles. Un acto tan inhumano e injustificado como este es un ataque a la democracia y a la humanidad. Sus consecuencias nos afectan a todos.

Las sanciones económicas son un mecanismo importante en los esfuerzos por restaurar la paz. Estamos en constante intercambio con los gobiernos de todo el mundo, tenemos total confianza en su orientación y apoyamos plenamente las medidas adoptadas hasta el momento. Estamos suspendiendo nuestros negocios en Rusia y Bielorrusia en línea con las sanciones y, además, pondremos en pausa todas las ventas de nuestros servicios y productos en esos países.

Cuando cientos de miles de personas huyen de sus hogares, encontrar y dar refugio rápidamente es crucial. Hemos asignado inicialmente un millón de euros para brindar apoyo humanitario al pueblo de Ucrania y estamos trabajando con organizaciones nacionales de la Cruz Roja, la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) y otras organizaciones a fin de poner nuestra tecnología a disposición para apoyar sus esfuerzos.

Por ejemplo, nuestras soluciones de software pueden ayudar a las organizaciones a registrar refugiados, coordinar los esfuerzos de voluntarios y adquirir productos humanitarios. Además, estamos trabajando con Qualtrics para ayudar a las organizaciones sin fines de lucro y los gobiernos regionales a comprender las necesidades más apremiantes de las personas a las que atienden y orientarlas para que encuentren alojamiento y suministros esenciales en el terreno. También hemos ofrecido convertir nuestro espacio de oficinas en lugares de toda Europa en almacenes y alojamientos para refugiados.

La seguridad y protección de nuestros colegas en la región es de suma importancia. Para aquellos compañeros que eligieron irse de Ucrania, estamos brindando apoyo financiero y logístico para tratar de hacer que este paso increíblemente difícil sea lo más fácil posible.

La familia SAP está con todos los afectados y horrorizados por los acontecimientos en Ucrania. En una guerra no hay ganadores, y nos unimos a otros para hacer un llamado a restaurar la paz.


Actualizado el 9 de marzo: hemos suspendido las ventas en Rusia y Bielorrusia. Apoyamos al pueblo de Ucrania y condenamos la guerra.


Christian Klein es CEO de SAP SE.