Transformación digital para la Economía Circular

Mantener los recursos en uso el mayor tiempo posible y reducir los procesos de extracción, fundamentos clave de la economía circular, podrían conseguirse fácilmente si las organizaciones adoptaran las nuevas tecnologías como parte de su día a día.

Los principios de la economía circular han tenido más eco en los últimos años debido a los eminentes cambios climáticos que están dañando a los ecosistemas naturales, tales como los incendios forestales o la contaminación marina, por mencionar algunos, y que también son percibidos por las diversas sociedades en el mundo: calor excesivo en las calles o el incremento de basura por embalajes, entre otros.

No obstante, desde los años 60 el economista inglés Kenneth Boulding trabajó este concepto porque reconoció que el mantenimiento de la vida de los seres humanos en la Tierra requería de un modelo económico circular. Pensar de esta forma presupone que el modelo lineal de producción y consumo, el cual utiliza excesivamente la energía y crea artículos en sobreabundancia, ya no es una opción viable, y menos en el contexto actual de la COVID-19.

El planeta cuenta con más de 7 billones de habitantes, y muchas proyecciones indican que para el 2050 la producción de basura aumentará un 25% en Latinoamérica y el Caribe. Emprender acciones económicas en beneficio del medio ambiente y las sociedades debe ser primordial para los gobiernos en materia de políticas públicas, y para las empresas como las grandes fuerzas económicas mundiales.

En Francia, por ejemplo, está prohibido tirar a la basura alimentos que se hayan quedado sin vender y, en cambio, deben ser donados a los bancos de alimentos o comedores públicos. En Corea del Sur, desde el 2005 es ilegal tirar comida a la basura, por lo que sus habitantes deben colocar los residuos en bolsas biodegradables para que los desperdicios sean utilizados en fertilizantes, biogás o para ganado.

SAP, a su vez, se unió a principios de este 2020 al programa CE100 de la Fundación Ellen MacArthur, iniciativa que tiene el propósito de crear una red colaborativa de negocios, emprendedores, ciudades y gobiernos, universidades y grandes líderes, para trabajar en conjunto y acelerar la adopción de las mejores prácticas de la economía circular y los procesos que maximicen el uso de los recursos.

Bajo estas premisas, Daniel Schmid, Director de Sustentabilidad en SAP, cree que las empresas pueden ofrecer soluciones circulares a escala gracias a las nuevas tecnologías, con soluciones digitales que mejoren la productividad de los recursos para, con ello, aspirar a un mundo de cero desperdicios. Las capacidades técnicas de SAP podrán ser utilizadas por las pequeñas, medianas y grandes empresas en todas las industrias para alcanzar la circularidad.

Durante SAPPHIRE NOW Converge, Daniel Schmid, también profundizó sobre cómo las empresas pueden tomar un enfoque holístico para balancear medio ambiente, sociedad, y sustentabilidad económica para generar valor para el negocio tanto para las personas como para el planeta.  Vea la repetición aquí.

SAP está comprometido en contribuir con el Objetivo de Desarrollo Sostenible #12: Consumo y producción responsable. Crear nuevas soluciones circulares para acelerar los mercados de materiales de desecho y permitir métodos de producción más responsables mediante el uso de datos avanzados garantizará mejores experiencias tanto para consumidores y ciudadanos al mismo tiempo que se vela por el cuidado del medio ambiente.

Facebook / Twitter / LinkedIn / Instagram / WhatsApp


© 2020 SAP SE. All rights reserved. SAP and other SAP products and services mentioned herein as well as their respective logos are trademarks or registered trademarks of SAP SE in Germany and other countries. Please see http://www.sap.com/corporate-en/legal/copyright/index.epx#trademark for additional trademark information and notices.